Barcelona: Kastanya a la especulación!

Cuentan las vecinas que allá sobre el año 2018, un especulador podía recorrer el barrio de Gracia de andamio en andamio sin tocar el suelo. Cada andamio era una de las extremidades de un monstruo que siempre ha habitado en todas las ciudades, pero que en los últimos años había crecido a ritmos frenéticos.
Se manifestaba a veces en ordas de turistas, invadiendo calles y plazas que una vez sirvieron de zona de encuentro para las habitantes del barrio. Otras, mediante grúas y hormigoneras que aparecían en cualquier descampado para construir un nuevo complejo de lujo, de un gris intenso que se intentaba camuflar con luces hipster de todos los colores.
Hay vecinas que notaban su presencia debajo del colchón. Cada vez que el propietario imponía una nueva subida en el alquiler, el monstruo salía de su escondite para celebrarlo con una botella de cava “Marca Barcelona”.
Ante tal inhóspito paisaje el Ayuntamiento intentaba aplacar al monstruo pintándole una hermosa sonrisa en cada una de sus terribles cabezas: “¡En este espacio toda construcción se integrará en la arquitectura típica del lugar!” “¡Este nuevo edificio será un proyecto social y cultural que revitalizará la imagen del barrio!”… Proclamaban las instituciones a los cuatro vientos. Sin embargo durante la noche le hacían ofrendas de licencias de derribo y obras, para que el corazón del horrible monstruo bombease con más fuerza.
Se cuenta también, que de vez en cuando el monstruo tenía horribles pesadillas. Eran vecinas que interferían en sus húmedos sueños especulativos ocupando solares que iban a ser construidos, o edificios que se iban a derribar. También le entraban sudores fríos cada vez que la gente se organizaba para detener un desahucio o atacar algún banco o inmobiliaria. [Leer más]

Barcelona: Defendamos los espacios vecinales, recuperemos el barrio

El pasado 5 de junio el Ágora Juan Andrés Benítez recibió, por primera vez desde su apertura hace más de cuatro años, una carta procedente del juzgado que daba cuenta del inicio de un proceso civil. El juicio, fijado en un primer momento para el día 15 de octubre, se aplazó días antes de su celebración. A los pocos días se sabría que la nueva fecha para la celebración del juicio sería el 12 de diciembre. Tanto la empresa Triquell i Garcia, SL, como la infame SAREB mantienen el pulso judicial en base a intereses económicos muy lejanos de las necesidades del Raval.

Desde hace años, las presiones inmobiliarias, turísticas o netamente especulativas, así como sus consecuencias, han provocado que cada vez más vecinas decidan marcharse: por no poder pagar el alquiler, por el mobbing inmobiliario que ejercen los propietarios mediante subidas de precio y matones a sueldo, cansadas de la masificación turística y el ruido o la inseguridad que les genera la cercanía de un narcopiso. Todas estas son problemáticas complejas, que se entrelazan entre sí y que ofrecen escasos márgenes para su resolución.

No podemos, sin embargo, quedarnos de brazos cruzados ante la inoperancia o la ineficacia de las instituciones que, en sus distintas escalas, no están respondiendo a nuestras necesidades. Una situación anómala, como debería ser un desahucio, es ya algo que forma parte de nuestro día a día; lejos de disminuir, año tras año y pese a todos los esfuerzos, se agravan. [Leer más]

Barcelona: Alerta Desokupa en Poblenou

La Protestona, vivienda okupada desde 11 años en el barrio de Poblenou está en un proceso judicial por la vía civil y estamos esperando que el juez resuelva el recurso que interpusimos como respuesta a la sentencia de desahucio.
Desde hace unas semanas estamos recibiendo amenazas por parte de Desokupa, una empresa de matones que se dedica a vaciar pisos y casas okupadas con métodos extra-judiciales, violentos e ilegales y devolverlas a su propiedad.

En principio insistieron varias veces para que negociáramos con ellos y frente a nuestra negativa a hacerlo, apareció un tal Jorge I. Marin Abarquero para mediar con nosotras. Este señor, que se presentó como abogado de la propiedad y que luego descubrimos que era un impostor y que venía por parte de Desokupa, nos ofreció dinero para marcharnos y nos amenazó que si no lo hacíamos, vendrían unos 30 o 40 tipos a echarnos con la fuerza.
Como respuesta al rechazo de su oferta, el día jueves 18 de octubre, unos diez individuos entre los cuales estaban Daniel Esteve, cabecilla de la empresa Desokupa, Jorge el “abogado” y Arnau Viaplana Cazorla, el administrador único de la empresa propietaria vinieron a coaccionarnos para que saliéramos de la vivienda y que si no lo hacíamos entrarían a sacarnos por la fuerza. Gracias al apoyo de mucha gente del barrio y de amigxs de otras partes de la ciudad conseguimos que se fueran tragándose sus amenazas. [Leer más]

Barcelona: Hemos perdido Ca La Traba, Hemos perdido el miedo

La feroz colonización capitalista del barrio es de una emergencia incuestionable: cada vez somos más las que nos vemos expulsadas de casa o sentenciadas a interminables horas de trabajo para tener un techo. En respuesta a ello, okupamos en medio de Gracia para ser una traba a este proceso de gentrificación.

El pasado jueves a las seis de la madrugada nos asaltó la Brimo para acabar con dos años de okupación y actividad política. Debido a la resistencia hubo cuatro denunciadas, dos de ellas detenidas. Nuestra respuesta debía ser clara y contundente, «Desalojos Son Disturbios». Los disturbios tienen la fuerza de señalar y atacar los únicos responsables de la violencia que nos rodea. Pisos turísticos, comercios y apartamentos de lujo, bancos e inmobiliarias son los responsables de la destrucción de nuestros barrios.

Todas tenemos las herramientas para llevar a las calles este mensaje y el jueves lo conseguimos. Se atacaron tres pisos turísticos, dos inmobiliarias y una oficina bancaria. Además, también se atacó el antiguo Banco Expropiado y el antiguo Kan Demonio, emblemas de la Gracia que queremos, que han sido gentrificats y los han convertido en un Carrefour Bio y unos pisos de lujo. El cerco policial de la segunda convocatoria demuestra la efectividad y el poder de nuestros actos. La Brimo y las élites políticas y económicas estaban asustadas, no querían que volviéramos a mostrar la debilidad de sus infraestructuras ante la contundencia de nuestros actos. [Leer más]

Barcelona: Suspendido el juicio por el desalojo del Àgora Juan Andrés

El juicio previsto para el miércoles 17 de octubre a las 12,30 en el juzgado de primera instacia nº 3 de Barcelona por la demanda presentada por la propiedad Triquell y García SL para desalojar el Agora Juan Andrés ha sido suspendido a petición de los demandantes para explorar una mediación por parte de l’Ajuntament de Barcelona.

Desde el principio del proceso judicial el Agora ha interpelado a las autoridades para que intervengan y garanticen la propiedad pública del espacio a la memoria de Juan Andrés Benítez y como uso por parte de las vecinas y los movimientos sociales de la ciudad.

Entendemos que la Campanya l’Agora es queda al barri con un sinfin de actos, recogida de firmas del manifiesto por parte de personas, entidades, colectivos y organizaciones así como la manifestación en el 4º aniversario de la ocupación han ayudado en que esta situación sea posible. Mantenemos nuestro compromiso de seguir luchando para que el Raval, sus viviendas y sus espacios sean para la gente y no para la especulación y el negocio de unos pocos. [Leer más]

Barcelona: 17 de octubre, al Ciutat de la Justicia. El Agora se queda en el barrio

Este próximo miércoles 17 de octubre a las 12,30h en el juzgado nº 3 de la Ciutat de la Justicia, se celebrará el jucio por lo civil por la denuncia de la propiedad Triquell y García SL contra los “ignorados ocupantes” del Agora Juan Andrés, parece que en el juicio solo se definirá quien es el propietario del espacio y posiblemente concluirá con la orden de desalojo del Agora Juan Andrés tras 4 años de actividad pública reconocida por casi todo el mundo como algo positivo para el Raval y para la ciudad. Un desenlace solamente deseado por la propiedad, también por la SAREB que es propietaria de la deuda hipotecaria de Triquell y el posible comprador a posteriori del solar, ya sea en una subasta pública o de otra manera. Y también un desenlace que solo podrá evitarse si la movilización vecinal lo consigue al límite mediante algún tipo de acuerdo que asegure la propiedad y el uso público de un espacio que servirá si no lo impedimos para gentrificar más el barrio y sumar a la especulación un lugar recuperado por las vecinas.

No es casual que en estos dias hayamos sabido porque se ha hecho público de esa manera que solo lo saben quienes están en el negocio, que el mismo juzgado nº 3 haya hecho efectiva una ejecución hipotecaria contra Triquell demandada por la SAREB y haya sido publicada la subasta en el BOE del 6/10 de una finca de la calle Riera Baixa 8. Procedimiento que parece adelantar lo que pasará después del juicio y que está pasando cada dia si no lo impedimos: pisos, fincas o solñares, dejadas de manera irresponsable por la propiedad, rescatadas con dinero público que ahora vuelven al mercado privado a bajo precio para que vuelvan a venderse para volver a alimentar la especulación y la expulsión de vecinos del barrio. [Leer más]

Barcelona: Desalojo inminente de Ca La Trava

Llamamos a la resistencia activa contra los especuladores y su policía

A partir de hoy, jueves 20 de septiembre, la Brigada Móbil de los Mossos de Esquadra planea ocupar el barrio en cualquier momento para echarnos de casa. Nosotras no nos moveremos de aquí: cuando lleguen nos encontrarán dentro, pero solo podremos plantarles cara llenando las calles de solidaridad con nuestra lucha, la lucha de todas. Creemos que ha llegado el momento de plantar cara al capital que saquea los barrios y a las instituciones que le ayudan y protegen. Por eso, hacemos un llamamiento a participar de forma activa en la defensa de Ca La Trava y a responder con contundencia a aquellos que nos expulsan.

Todas conocemos las consecuencias de la crisis de vivienda que ahoga Barcelona. La situación es extrema y tiene unos responsables físicos y concretos: las clases propietarias y los especuladores que trafican con nuestros hogares. Han perdido el miedo. Derriban el barrio, sobre las ruinas levantan pisos de lujo y los exhiben como trofeos en los escaparates de las inmobiliarias.

Hace ya décadas que el movimiento okupa lucha para garantizar el acceso a la vivienda. Las compañeras de Ca La Trava creemos firmemente que la solución a la problemática habitacional pasa por empoderarnos y organizarnos: dejando de pagar el alquiler, liberando espacios y saboteando y atacando a los especuladores. [Leer más]

Barcelona: 5 años del homicidio de Juan Andrés. El Agora se queda en el barrio. Manifestación contra el desalojo del Agora

El Agora Juan Andrés Benítez y las luchas en el Raval como ejemplo. Cuanto mejor funciona el capitalismo peor funciona la vida, como intentar darle la vuelta.

Hay un malestar creciente en la vida diaria, un malestar profundo, viejo y a la vez nuevo que hace que la vida sea peor, casi invivible muchas veces, una malestar que se manifiesta en resistencias también viejas y a la vez nuevas y que busca desesperadamente la manera de hacerle frente y que despierta también las soluciones simples, duras y autoritarias a las que agarrarse.

El día 5 de octubre harán 5 años de la muerte brutal a manos de los mossos d’esquadra de Juan Andrés Benítez vecino del Raval, una muerte gratuita, terrible e innecesaria y una respuesta impresionante una gran parte del barrio y de la ciudad que gritó: Prou brutalitat, prou impunitat, Justicia Juan Andrés exigiendo una justicia que como tantas veces no se dio. Un año después el mismo movimiento ocupa el espacio a su memoria, un espacio vacío, abandonado, muerto para experimentar llenarlo de vida y de lucha y durante cuatro años crear un jarin, un ágora, libre, recuperar un espacio de la especulación de la basura, de la muerte y de las ratas para convertirlo en un ejemplo para el barrio, para la ciudad, para sus luchas, para comer, de cultura alternativa. [Leer más]

Barcelona: Otra mañana de desahucios, cada día se aprende algo más y esto no para

Siempre volvemos a lo mismo, como hacemos para parar esta sangría constante de desahucios de familias expulsadas, como nos organizamos más y mejor para defendernos y luchar contra quienes nos quieren quitar los derechos básicos como es el de la vivienda para enriquecerse y conseguir que lo primero sea lo normal, lo natural y lo segundo una vergüenza inadmisible. Y por otro lado como hacer que la justicia, las diferentes administraciones, es decir el estado defiendan los intereses de la mayoría cuando sabemos que precisamente están para garantizar lo contrario (salvo algunas honrosas excepciones). Y así estamos cada día.

Hoy en el Raval otra mañana llena de conflictos. A primera hora en Sant Climent, una calle con muchos casos de narcopisos, una planta baja de la que se sabía muy poco pero si lo suficiente, a saber: La propiedad Bankia quiere ejecutar el desahucio y poner una cerradura que a los pocos minutos la petará alguna mafia local para hacer un narcopiso o cualquier otro negocio privado. Stop desahucios Raval defendiendo delante de la comitiva judicial, mossos y propiedad que no les creemos y que si les dejanos ejecutar prometen tapiar la puerta en dos horas, lo más seguro es que no se hará y que mientras se perderá la vivienda y aumentarán los problemas. Finalmente lo conseguimos, paramos la ejecución tras mucha tensión y ahora nos toca asegurar que entren en la vivienda una familia que lo necesite que puedan negociar con la propiedad un alquiler social. [Leer más]

Barcelona: Sobre los compromisos comunitarios, abriendo debates sobre formas de hacer

Son tantas las urgencias alas que hay que responder y no tantos los medios ni las personas, que es difícil pararse a pensar aunque haya momentos en que se ve la necesidad de decir algo, de explicar e intentar entender las cosas pues tienen consecuencias y parece que no es importante y si que lo es.

Desde siempre en Barcelona y en muchos lugares surgen diferentes formas de hacer ante problemas y conflictos sociales. Simplificando para que se entienda mejor, a una forma de responder clásica, se le llama la Plataforma, en lenguaje común la sopa de letras. Un sinfin de organizaciones estampan la firma, cada cual con sus razones para hacerse notar o demostrar fuerza. A veces sirve pero normalmente son más las firmas que las voluntades, acciones y personas que se suman. Forman parte más de la vieja política en el sentido de hacerse ver que no en juntar fuerzas y asumir los problemas de raíz, para conseguir estas firmas de gente tan diferentes se han de pactar mínimos más por razones tácticas o de estrategia, sobre todo si están presentes instituciones o grandes organizaciones con lo que no suele servir para mucho.

Por otro lado están las campañas y las acciones sobre la base, en las que las organizaciones tienen menos peso y gana más la lucha diaria común, se abre el espacio a las personas y a los grupos pequeños y lo importante se va construyendo sobre la experiencia. Tiene sus problemas pero siempre abre más posibilidades. No desprecia a las organizaciones como a veces se piensa, sino que ceden protagonismo al movimiento y son más difíciles de rentabilizar, normalmente las instituciones, y organizaciones de orden les incomoda este tipo de actuaciones. [Leer más]